Los Signos Vitales del Ministerio

Por el Rev. Dr. Juan G. Feliciano, 1 de diciembre de 2011.

El propósito de las señales vitales de la misión es ayudar a líderes de la iglesia a aumentar:

 
1.         La fidelidad de su congregación a nuestra misión bíblica de “hacer discípulos de Jesucristo para la transformación del mundo.”
a.         Centrando la atención en las cinco prácticas básicas en el discipulado de los seguidores maduros de Jesucristo, las señales vitales de la misión ayudan a los líderes a mantenerse fieles a la gran Comisión (Mateo 28:18 - 20). 
 
2.         La productividad en satisfacer nuestra misión. 
a.         Al rastrear una medida para cada práctica, los líderes logran obtener un sentido de si su congregación está haciendo más o menos eficaz en realizar la gran Comisión.  Jesús hizo claro en Juan 15:1-8 que la productividad (dar fruto, ser fructíferos) es parte de la fidelidad (a la Vid verdadera.) 
 
Ciertamente, las señales vitales de la misión no capturan el cuadro completo de la salud misional de una congregación, igual que la altura de una persona, el peso, la presión arterial y los niveles del colesterol capturan el cuadro completo de la salud de una persona.  Sin embargo, nos dan indicaciones significativas de la salud, especialmente cuando están vistos como tendencias sobre un número de años.  Ya que las congregaciones son tan diferentes, las comparaciones entre las congregaciones se deben hacer con cuidado extremo.  Por ejemplo, la cantidad de dinero dada por congregante en una congregación afluente comparada a una congregación en una comunidad empobrecida no tiene sentido al comparar niveles de la generosidad extravagante.  El uso más efectivo de esta información consiste en considerar las tendencias históricas del ministerio de una congregación particular.
 
 
SEÑALES VITALES DE LA MISIÓN
 
Adoración Apasionada.    Es el número de personas presentes en el Servicio de Adoración a Dios que celebró su congregación. ¿Cuántas personas estaban presentes en el Culto de Adoración?  Este número debe anotarse semanalmente.  El propósito es ayudarles a los líderes a orar y trabajar para que este número de personas aumente, es decir, para que la iglesia alcance un número mayor de vidas para Jesucristo cada semana.  Debemos estimular que los hermanos(as) inviten a otros(as) a participar en las actividades de la Iglesia.
  
Hospitalidad Radical.  Es el número de personas nuevas que se reciben como miembros de la congregación.  Los nuevos miembros se pueden recibir por profesión de fe o por reafirmación de la fe (transferencia o reconciliación).  Según vamos invitando y atrayendo a nuevas personas a la iglesia, éstas serán invitadas a hacerse miembros.  Luego de un proceso de discipulado, esas personas serán presentadas como miembros de la iglesia.      
 
Discipulado Intencional.  Es el número de personas, tanto miembros como personas nuevas, que participan semanalmente en la escuela bíblica dominical, en grupos de discipulado y/o en estudios bíblicos de la iglesia.  La iglesia debe auspiciar que un número cada vez mayor de personas participe en grupos de formación bíblica y teológica de discipulado cristiano.  Solo discípulos maduros podrán salir a transformar el mundo.   La iglesia debe aumentar el número de grupos de estudio en las comunidades.
 
Servicio Sazonado.  Es el número de personas que se “auto-seleccionaron” para servir como “siervos del Señor” para alguien más allá de su congregación, por lo menos por una hora durante la semana.  Esto incluye el servicio, en el Nombre del Señor, a personas en la comunidad, en los hospitales, en las escuelas, en los hospicios, etc.  Esto incluye también, el servicio rendido a través de llamadas telefónicas, cartas, mensajes, visitas, alimentación, etc.  El servicio sazonado es la forma específica de hacer la misión de Dios.  Jesús mismo dijo que: “...el no vino para que le sirvan, sino para servir…” (Mateo 20:28).  Semanalmente, en el Culto de Adoración, se recogen las tarjetas o informes de todos los hermanos(as) que participaron en algún servicio a la comunidad.
 
Generosidad Extravagante.  Es la cantidad de dinero que se colecta semanalmente en la congregación a través de los diezmos,  ofrendas y promesas y que se usa para el cumplir con el presupuesto anual y las ofrendas misionales. Juan Wesley tenía un dictamen en tres dimensiones en relación a la buena mayordomía: 1) ganar todo lo que puedas trabajando en una carrera honesta y honorable; 2) ahorra todo lo que puedas, nunca derrochando el dinero; y 3) da todo lo que puedas apoyando tu familia inmediata, la casa de fe y luego a todos los que estén en necesidad. 
 
Que Dios le bendiga a usted y a su ministerio de hacer discípulos de Jesucristo para la transformación del mundo.   ¡Amén! 

Comments

There are no comments
be the first to post one...
Druid Hills - Ocala

Headlines

Connections/Opportunities

Conversations/Blogs